Primavera ERP, SAP, Téknica, Wynds

Análisis Pestel: qué es y cómo ayuda a tu negocio

Una de las tareas imprescindibles al arrancar un nuevo negocio es realizar un análisis previo del mercado. Nadie se embarcaría en un proyecto que requerirá una considerable inversión de tiempo, recursos y dinero sin haber realizado previamente un estudio detallado de su viabilidad. Sin embargo, podemos sentirnos abrumados ante la cantidad de subtareas a realizar. Estudio de mercado, cálculo de riesgos, estimación de capital, definición del plan de negocio, planificación de la estrategia de marketing… La lista es larga y compleja.

Afortunadamente, contamos con una herramienta de gran utilidad en esta fase inicial: el análisis Pestel. Si es la primera vez que oyes hablar de él, sigue leyendo para descubrir qué es. Y también cómo puede ayudarte a empezar sobre unas bases bien consolidadas.

¿Qué es un análisis Pestel?

El análisis Pestel es una herramienta de marketing que analiza el entorno macro económico externo a una empresa. Su origen formal se remonta a 1986, fecha de publicación del ensayo “Análisis macro-ambiental en gestión estratégica”, elaborado por dos expertos en gestión empresarial, Liam Fahey y V. K. Narayanan.

Factores Análisis Pestel

Este término es un acrónimo de los seis factores objeto de estudio: Políticos, Económicos, Sociales, Tecnológicos, Ecológicos y Legales. Más adelante profundizamos en todos ellos. En determinados sectores, los dos últimos carecen de relevancia, simplificándose el análisis a los cuatro primeros (análisis Pest).

En cualquier caso, su objetivo siempre es el mismo: analizar el entorno para detectar las principales oportunidades y amenazas para nuestro proyecto. De este modo, podremos crear un marco de trabajo y acción en base a la información recopilada.

Esta definición puede llevarnos a pensar en otra metodología recurrente en la planificación empresarial: el análisis DAFO. Pero hay un matiz que les diferencia. En un análisis Pestel, las condiciones externas que se analizan refieren única y exclusivamente a factores de tipo macroeconómico. No contempla un estudio de la competencia, proveedores o clientes, como sí hace el DAFO. De hecho, el Pestel se puede considerar como un paso previo. Por eso es especialmente útil cuando se está constituyendo la sociedad o durante sus primeros meses de vida. Aunque también es aplicable en otras situaciones, como la entrada en un nuevo mercado o sector.

En definitiva, es un estudio de mercado que realiza un análisis descriptivo del entorno, actual y futuro, de una empresa. Facilita comprender el contexto económico en el que se desenvolverá cualquier organización. Algo que nos ayuda a determinar qué estrategia seguir, cómo aprovechar las oportunidades y reaccionar proactivamente a los posibles riesgos.

Planificación estratégica con Pestel

¿Cuáles son las ventajas del análisis Pestel?

Un buen análisis Pestel requerirá uno de los recursos que nunca sobran en una empresa: el tiempo. Solamente siendo exhaustivos en nuestro estudio podremos extraer información realmente significativa sobre nuestro entorno. Sin embargo, este esfuerzo merecerá la pena: la utilidad del Pestel para alcanzar el éxito es indudable. Éstas son sus principales ventajas:

  • Mejora la toma de decisiones: conociendo en profundidad las características de nuestro entorno comercial, podremos planificar con más eficacia. El recurso a este análisis se traduce en un mejor liderazgo y mayor agilidad en la toma de decisiones.
  • Ayuda a evaluar riesgos externos: al proporcionar amplia información sobre el entorno macroeconómico, facilita prever las tendencias del mercado. Por tanto, nos permite reaccionar con antelación a los posibles cambios, minimizar las amenazas y generar situaciones de ventaja respecto a nuestros competidores directos.
  • Adaptable: esta metodología es válida para todo tipo de organizaciones, ya estén en fase de constitución o plenamente consolidadas. Asimismo, resulta aplicable en empresas de cualquier tamaño y sector.
  • Fácil de aplicar: el modelo que propone el análisis Pestel es sencillo. Basta con preguntarse cómo los factores externos pueden afectar a nuestra actividad. Además, es fácilmente comprensible para cualquier miembro de la organización, facilitando su implicación y fortaleciendo el trabajo en equipo.

El análisis Pestel facilita la toma de decisiones

Cómo realizar un análisis Pestel paso a paso

La forma más sencilla de comenzar un análisis Pestel es hacernos preguntas sobre cómo esos seis factores externos pueden afectarnos. Si la respuesta a nuestras cuestiones es positiva, serán oportunidades a tener en cuenta. Si es negativa, tendremos que diseñar estrategias que nos permitan anticiparnos a esas posibles amenazas. Y si el factor considerado arroja un resultado neutral, podremos obviarlo. Como no afectará a nuestro proyecto, no merece la pena dedicarle atención. El tiempo es oro, especialmente en las empresas.

Como punto de partida, podemos crear una sencilla tabla de Excel, en la que iremos anotando las diferentes variables:

Tabla modelo análisis Pestel

Veamos qué aspectos conviene analizar en cada una de esas dimensiones externas:

  • Factores políticos: engloban elementos relacionados con la situación política del país en el que vamos a desarrollar nuestra actividad. Entre ellos podemos considerar la estabilidad gubernamental, las políticas de ayudas y subvenciones, los acuerdos y tratados internacionales o el régimen fiscal. Pero siempre teniendo en mente cómo estos factores pueden afectar a nuestra organización.
  • Factores económicos: en este apartado estudiaremos el nivel de riqueza y de desarrollo económico, el nivel de inflación, la renta per cápita, los hábitos de consumo de la población, etc. Y no solo pensando en presente: predecir las tendencias futuras será fundamental en nuestra planificación estratégica.
  • Factores sociales: aquí tendremos en cuenta los patrones culturales, las creencias compartidas, religión predominante, la edad media de la población, el nivel formativo medio y demás aspectos socio-demográficos. Conocer en profundidad la sociedad en la que operará nuestra empresa es un factor clave para adaptar nuestros productos y servicios a sus necesidades reales.
  • Factores tecnológicos: también tendremos que determinar el grado de madurez tecnológica de nuestro mercado. ¿Cómo? Analizando el coste de acceso a la tecnología, las inversiones en I+D, las formas de producción y distribución, las tendencias de uso de nuevas tecnologías, el ciclo de vida de los productos o el número de usuarios de internet. Esta labor nos permitirá conocer las posibilidades de acceso de la población a la tecnología para así determinar el alcance de nuestro negocio.
  • Factores ecológicos: esta parte del análisis refiere a los aspectos medioambientales que pueden afectarnos, sea de forma directa o indirecta. Por ejemplo: los efectos del cambio climático, la contaminación, el nivel de explotación de recursos naturales, la disponibilidad de materias primas o las regulaciones sobre consumo energético. En este punto es especialmente importante prestar atención a la legislación vigente, para garantizar su cumplimiento en nuestra actividad diaria.
  • Factores legales: finalmente, debemos considerar las leyes locales, ya que definirán nuestro marco de actuación. Esto incluye las normativas que regulan el empleo, la seguridad laboral, la propiedad intelectual, las leyes anti-monopolio o las reglamentaciones específicas de nuestro sector.

Sistemas ERP de gestión empresarial

Herramientas de gestión para el día a día de tu empresa

Si el análisis Pestel es un elemento de inestimable valor para tu planificación estratégica, los sistemas de gestión empresarial o ERP constituyen un valioso activo durante su desarrollo.

Estos softwares supervisan todas las áreas de la empresa para optimizar su rendimiento y mejorar la productividad. Desde Soluciones Empresariales de Grupo Trevenque podemos ofreceros varias opciones para cumplir con este propósito.

En primer lugar, el sistema ERP líder del mercado nacional: SAP Business One. Una herramienta específicamente diseñada para las pymes, con la que obtener una visión clara de cada aspecto de la empresa. Implantar SAP BO ayudará a tu compañía a reaccionar antes y mejor, una las grandes metas de la metodología Pestel.

Pero no es la única que puede ayudarte a impulsar tu negocio. Por un lado, si buscas una solución en la nube, tienes Wynds. Un software con filosofía 100% Cloud, compatible con cualquier sistema operativo y todo tipo de dispositivos. La opción para los que buscan conexión permanente para la toma de decisiones estratégicas en tiempo real. Por otro, tienes Primavera ERP, opción que destaca por el rigor que aporta al tratamiento fiscal y su permanente adaptación a las modificaciones legales impuestas por el Estado.

Incluso contamos con un sistema específico para empresas de mantenimiento: Téknica. Un sistema que mejora el día a día de las compañías que operan en este sector, ideal para coordinar equipos, planificar cargas de trabajo y gestionar incidencias.

Sea cual sea tu prioridad, podemos ofrecerte una solución adaptada a la realidad de tu negocio. Todas ellas con la elasticidad necesaria para facilitar su reacción a los cambios y tendencias que identificarás con el análisis Pestel.

Si quieres saber cómo podemos ayudarte a maximizar la rentabilidad de tu negocio mediante los sistemas de gestión ERP, contacta con nuestros consultores especializados desde aquí.

 

2021-07-08T08:30:49+00:00 8 julio, 2021|

Deja tu comentario